Novedades

Chancho en Piedra al Grammy Latino: “Hay un respeto por la música chilena, porque acá cuesta”

Lalo Ibeas y C-Funk conversaron con Ciudadano ADN sobre la importancia de esta nominación para la carrera de la banda y para el medio local en tiempos en que su discurso se vuelve esencial para interpretar los cambios sociales. “Los traperos, reggaetoneros, hip hoperos, hacen lo que quieren y no les importa lo que digan los otros”, expresaron.

Por Ciudadano ADN
Lunes 05 de Oct, 2020 - 23:39
Actualizada el Lunes 05 de Oct, 2020 - 23:44
Compartir

Chancho en Piedra acaba de recibir una importante noticia para su carrera: su sencillo “Bola de Fuego” les valió una nominación al Grammy Latino, ceremonia que se celebrará el próximo 19 de noviembre. “Es raro encontrar noticias buenas en estos tiempos, pero esto viene a consolidar nuestra nueva etapa”, expresó su líder y vocalista Lalo Ibeas en conversación con Ciudadano ADN.

“Es un orgullo representar a nuestro humilde medio musical, en una industria en la que es tan difícil sobresalir”, agregó su compañero C-Funk. Un reconocimiento que visibiliza el hecho de que nuestra música está bien vista en otros países. “Hay un respeto por la música chilena, porque acá cuesta, y está súper bien hecha”, según Lalo.

Para el guitarrista de Chancho en Piedra, que la música chilena no tenga la repercusión internacional esperada tiene una clara explicación. “Que no nos veamos mucho internacionalmente tiene que ver con nosotros mismos. El chileno en general no se tiene fe, y además estamos lejos. Y todo lo que está pasando en el país está empezando que empecemos a creer más en nosotros mismos, y que podemos cambiar las cosas. Eso no está pasando solo en la música, sino en el país entero”.

Ambos se enfrentan a la pandemia con todas las dificultades que implica. “Nadie estaba preparado para algo así. Hay que ser educador de los niños, entretenedor, y además sobrevivir laboralmente”, expresó Lalo. “Esta pandemia nos ayudó a ver qué es importante y qué no tanto. La gente antes se preocupaba de tener autos último modelo, pero ahora vemos que vale más la pena estar con las personas que uno quiere”. Para C-Funk, este confinamiento es una oportunidad para “poner a prueba la capacidad de adaptarse que tenemos los seres humanos. Con la música elegimos un camino bastante difícil. Uno piensa en los técnicos que no han tenido la misma suerte. Ahí uno se da cuenta de lo precario de nuestra profesión”.

Aprobando y trabajando

Los dos músicos también están muy atentos al momento político que vive el país, y han sido asiduos espectadores de la franja previa al plebiscito constituyente. “Está súper mal hecha, es una mezcolanza de ideas”, expresó Lalo. “Pero no hay que ser un cientista político para saber que va a ganar el Apruebo. Hay muchas personas de derecha que están votando por el Apruebo. Yo no entiendo el Rechazo, es creer de antemano que lo nuevo es peor que lo viejo. Cualquier persona que ha hecho algo creativo sabe que lo segundo que hiciste es mejor que lo primero”. C-Funk asegura que “siempre pienso positivo, pero me preocupan las posibles estrategias del Gobierno, liberando a la gente justo ahora. Quizás se viene un nuevo rebrote justo ahora. Justo ahora la policía tira un niño al río. Cómo se manipula todo, a mí me preocupa. Pero tengo la esperanza de que la gente tiene un intelecto más alto como para darse cuenta”.

La semana pasada, varios trabajadores del mundo del espectáculo, como los técnicos, se manifestaron en una marcha pidiendo por apoyos gubernamentales que les permitan enfrentar la crisis laboral causada por la pandemia. Una crisis que conmueve a ambos músicos. “Hay que ser ingeniero comercial para llenar un formulario. Son muchas trabas. El arte y la cultura somos carne de cañón. Los últimos de la fila”, expresó C-Funk, mientras su compañero en Chancho en Piedra lo respaldó: “Mucha gente siente que el arte es como un hobby. Pero no podemos vivir sin nuestro libro, sin nuestras series y nuestra música favoritas. Mejorar la educación es fundamental para que la gente pueda apreciar las cosas. Si alguien cree que una canción la puede escribir cualquiera, lo invito a hacer una canción para que vea toda la pega que hay detrás”.

También les preocupa el rol que la música y su discurso está llamado a tener en tiempos de cambio social en Chile. “Siempre hay gente que está diciendo cosas. Pero al mainstream le gusta poner cosas más livianitas”, dice Lalo. Para C-Funk, “no es importante solamente el discurso, el decir cosas. Ser artista ya indica que estás rompiendo un esquema y tratando de cambiar algo. Aunque tus canciones no estén diciendo cosas estrictamente sociales, el hecho de hacer música ya es un acto social en sí. Nosotros salimos con Los Tetas cuando en Chile no se podía decir teta. Salimos con el pelo verde en una época en que era impensado. Eso también es decir algo. La dictadura nos dejó con una forma de ser muy opaca, muy triste”.

Por eso, explica el músico de Chancho en Piedra, es optimista frente a la actitud de las nuevas generaciones. “Celebro a estos cabros que están haciendo un cambio en la música. Los traperos, reggaetoneros, hip hoperos, hacen lo que quieren y no les importa lo que digan los otros. Eso me recuerda a mí cuando chico. Me da orgullo ver a Pablo Chill-E metido en las nominaciones, representando a su generación”. Eso sí, asegura que también hace falta valorar a los próceres de la música. “Me gustaría que los viejos talentos, viejos como mi padre (el cantautor Hugo Moraga) que sobrevivió a la dictadura y hace una música tremenda, tuvieran un reconocimiento. A los Inti-Illimani o a los Illapu por estar afuera los recibieron como héroes, pero los verdaderos héroes son los que se quedaron acá”.

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto