Música

“Letra y música”, especial Patricio Manns: un homenaje a uno de los mayores cantautores chilenos de todos los tiempos

En una semana donde ha hecho noticia debido a su complicado estado de salud, la columna musical de Ciudadano ADN le dedicó un especial al legendario cantautor chileno, incluyendo sus más grandes obras y también versiones a cargo de otros artistas, desde Inti Illimani a Los Miserables.

Por Ciudadano ADN
Jueves 10 de Sep, 2020 - 15:41

Patricio Manns se recupera de una complicada operación producto de su diabetes, que en una desafortunada coincidencia, fue el mismo día de la muerte de su esposa, Alejandra Lastra.

El escenario terminó siendo una oportunidad para entregar diversas manifestaciones de cariño a uno de los mayores cantautores chilenos de todos los tiempos, tanto desde sus compañeros músicos, como del público general, que así lo ha hecho saber en redes sociales.

Como una forma de celebrar la importante obra musical de Patricio Manns, el profesor de Literatura Creativa UDP, Ricardo Martínez le dedicó un especial de “Letra y música”, la columna musical de Ciudadano ADN, asegurando que “estamos frente a una figura monumental en términos de su aporte a lo que es Chile”.

Arriba en la cordillera: Quizás el mayor hit de Manns, está escrita en unos octosílabos perfectos. “Algunos lingüistas han dicho que los chilenos hablamos con octosílabos, y cuando tienen buen ritmo es perfecto”, comentó Martínez. Publicada en 1965, se apropia de cierta música estadounidense para mezclarla con el neofolclor, subgénero con el que Manns tuvo varios “pololeos” durante la irrupción de la Nueva Canción Chilena en los años 60.

Bandido: Una de las primeras canciones de Patricio Manns, a fines de los años 50. Según recordó Martínez a partir de su letra, “tiene una cosa muy del macho, solitario, tipo Mad Men, que viene del tango, y habla de hombres luchando contra la naturaleza. Es una figura muy masculina que probablemente hoy no tendría el mismo tono”.

Valdivia en la niebla: Una canción que destaca principalmente por su lírica. Para Martínez, “una cosa es decir cosas lindas, pero elegir la palabra justa y además que suene con el ritmo correcto, es algo muy difícil de hacer. Cuando tú logras eso es porque estás frente a un autor mayor”. El tema data de 1971, y pertenece al disco “Patricio Manns”, que contó con importantes colaboraciones como las de Luis Advis, Inti Ilimani, Los Blops y la Orquesta Sinfónica de Chile.

América novia mía: Una muestra del interés de Manns por ser un “historiador de la música”, poniéndola en un contexto, sumándose así a una larga tradición latinoamericana que busca “comunicar y enseñar a través de la música la historia, los dolores, los desafíos y las virtudes de nuestros continente”.

Cuando me acuerdo de mi país: Esta canción muestra la variada “paleta de colores” de la obra de Manns, que no solo se ciñe a la tradición popular, sino que se amplía a aspectos sociohistóricos y políticos. “En su obra escrita eso se desborda por todos lados”, recordó el columnista.

Patricio Manns versionado

Como una forma de redescubrir el impacto de la música de Patricio Manns más allá de los límites estrechos del Nuevo Folclor o la Nueva Canción Chilena, la columna seleccionó una serie de covers hechos por artistas que van desde el folclor tradicional hasta el punk.

El Cautivo de Til Til (Aquelarre): La versión de uno de los temas más reconocibles de Manns, dedicada al guerrillero Manuel Rodríguez, pertenece a esta banda emblema del Canto Nuevo chileno de la segunda mitad de los 70, movimiento principalmente originado por las ediciones del sello Alerce. Entre sus curiosidades tiene contar con el exministro Nicolás Eyzaguirre a cargo de la guitarra.

Llegó volando (Los Miserables): Parte del disco “Cambian los payasos pero el disco sigue”, de 1997, y que agrupa la mayoría de los éxitos de la época temprana de esta banda punk, como “N.N”, “De Rusia con amor” o “La banda”.

Vuelvo (Inti Illimani): Definida por el columnista como “espectacular”, “incombustible” y “muy rockera” a pesar de su estilo y musicalización más folklórica, es uno de los temas más poderosos de la clásica agrupación, y se anota como uno de los puntos cumbre de la obra de Patricio Manns, con su tonalidad “energética pero al mismo tiempo muy contenida”.

Como bonus track, los conductores de Ciudadano ADN agregaron a la columna la versión de “Llegó volando” interpretada por Oscar Andrade “sacándole algunas frases” para hacerla viable bajo los parámetros la televisión abierta nacional, y el bolero “Medianoche”, que muestra las conexiones y los intereses de Manns con este género, y con figuras como la de Lucho Gatica.

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto