Internacional

“¿Mi hijo es gay?”: la insólita reacción de un padre después de descubrir que su hijo le disparó a 5 personas en un club LGBT

Luego de su primera reacción, el hombre pidió disculpas a las familias de las víctimas: “No es algo por lo que se mate a alguien. Siento haber defraudado a mi hijo”.

Padre tirador
Por Catalina Reid
Jueves 24 de Nov, 2022 - 18:32
Actualizada el Jueves 24 de Nov, 2022 - 18:35
Compartir

Después del ataque contra un club LGBT en Colorado, que dejó cinco personas muertas y más de 25 heridas, los medios buscaron al padre del tirador para preguntarle sobre su hijo.

La respuesta del padre dejó a todos pasmados, ya que al enterarse de que su hijo mató a varias personas, su primera reacción fue preguntar si su hijo era gay. 

Aaron Brink (48), el padre de Anderson Lee Aldrich (22), que ha trabajado como estrella del porno y luchador de artes marciales mixtas, contó que se sintió muy aliviado cuando supo que en realidad su hijo era heterosexual.

Incluso detalló la conversación que tuvo con el abogado defensor. “Empezaron a contarme el incidente, un tiroteo en el que participaron varias personas”, dijo Brink a la emisora.“Y entonces me enteré de que era un bar gay. Dije, ‘Dios, ¿es gay?’ Me asusté, ‘Mierda, ¿es gay?’ Y no es gay, así que dije: ‘Uf…'”.

El padre de Aldrich continuó diciendo que el hecho de ser gay no coincidía con sus valores religiosos, ya que es mormón y republicano. “Ya sabes que los mormones no son homosexuales. No nos gustan los gays. No hay gays en la iglesia mormona. No aceptamos a los homosexuales”.

Brink pidió disculpas a las familias

Brink, que vive en San Diego, se disculpó con las familias de las víctimas que estaban en el club LGBT y dijo que asumía cierta responsabilidad porque había elogiado a su hijo por su comportamiento violento. “Lamento su pérdida”, dijo. “La vida es tan frágil, y es valiosa. Las vidas de esas personas eran valiosas. Son valiosas. Son buenas personas, probablemente. No es algo por lo que se mate a alguien. Siento haber defraudado a mi hijo”.

Hasta hace seis meses, Brink pensaba que su hijo estaba muerto, dijo a la emisora. Su exmujer, que se había mudado a Colorado, le llamó en 2016 y le dijo que el joven había muerto por suicidio y que había cambiado su nombre de Nicholas Brink por el de Anderson Aldrich debido a la vergüenza que le producía el trabajo de su padre en películas para adultos y en el reality Intervention.

Síguenos en El Mostrador Google News
Lo más visto