Nacional

Franco Basso, investigador del ISCI: “Es falso decir tajantemente que el transporte público no es facilitador de contagio”

El doctor en Transportes y Logística analizó en Tu Nuevo ADN la discusión sobre la propagación del coronavirus a raíz del hacinamiento en trenes y buses, a propósito de los dichos de autoridades del Gobierno.

Por Pamela De Vicenzi
Jueves 25 de Mar, 2021 - 23:58
Actualizada el Viernes 26 de Mar, 2021 - 17:58
Compartir

El doctor en Transportes y Logística de la Universidad de Chile e investigador del Instituto de Sistemas Complejos de Ingeniería (ISCI), Franco Basso, explicó en Tu Nuevo ADN los alcances del debate en torno al vínculo entre el Covid-19 y la aglomeración en el sistema de transporte público.

Lo anterior, en alusión a las declaraciones que han realizado tanto el intendente metropolitano, Felipe Guevara, y la ministra de Transportes, Gloria Hutt, quienes aseguraron que no hay evidencia científica que asegure que los contagios de coronavirus aumentan en estos traslados.

Esto tiene relación con las advertencias que la viróloga Vivian Luchsinger realizó en 24 Horas a raíz de un estudio de la Universidad de Chile, señalando que “en el transporte se dan tres factores claves, que son la existencia de mucha gente, cerca unos de otros y espacio cerrado (…) Si el hacinamiento es alto, el riesgo aumentará“.

Basso comentó que se elaboró una respuesta al respecto y “se la entregamos formalmente al ministro de Economía y a la ministra de Transportes el 18 de febrero. Cuantificábamos cuánto podía disminuir el hacinamiento si se ponía en práctica nuestro plan y ese valor llegaba a un 40%“.

En ese sentido, el experto señaló que “este es un tema que no venimos planteando desde hace poco, sino hace nueve meses, y ante la falta de proactividad por parte de la autoridad, decidimos hacerle la pega“.

“Decidimos avanzar en generar un calendario diferido de ingreso al trabajo por rubro”, continuó Basso. “Lamentablemente, si bien tuvimos contactos iniciales, no hemos tenido respuesta contundente con respecto a esa propuesta y esperemos, que la esperanza es lo último que se pierde, es que durante la próxima semana, cuando estemos en el mayor movimiento del virus, podamos avanzar en ese sentido“.

Respecto de las declaraciones de Guevara y Hutt, el doctor en Transportes comentó que “es claramente una estrategia del Gobierno que tiene planificada de hace un tiempo. Existe evidencia de que han habido focos de contagio en el transporte público. Entonces decir tajantemente que el transporte público no es facilitador de contagio, es lisa y llanamente falso“.

En relación al debate, Basso procedió a hablar de la evidencia científica: “Hay un estudio que se publicó en noviembre de 2020, con un análisis que se hizo en Wuhan (China), en el cual se demostró con una técnica de trazabilidad que una sola persona enferma y contagiada había logrado contagiar a otras 19 personas“.

“En noviembre del año pasado, 241 científicos dieron a conocer cuáles eran las medidas más importantes para combatir el coronavirus, y justamente una de esas tres medidas es disminuir los hacinamientos en el transporte público. Hay evidencia también de otros países en los cuales se ha generado foco”, agregó.

Sobre la respuesta que entregaron las autoridades, el investigador subrayó que “el Gobierno decidió centrarse en algunos artículos, particularmente del primer mundo, como Japón y Austria, que demuestran que si se cumplen cinco medidas básicas el trasnporte público podría ser menos riesgoso de lo que se cree“.

“El problema es que esas cinco medidas que pueden cumplirse quizá en algunos países del primer mundo”, remarcó, “pero la verdad es que está lejos de cumplirse aquí en Chile. Por lo tanto ser tan tajante, llevarle la contraria a casi todos los epidemiólogos del mundo y de Chile… En general hay un ánimo, una unión de la evidencia científica que a lo menos hay que ser cauto, y lo menos que ha sido el Gobierno es cauto“.

Además, advirtió que “en Santiago y en Chile no se están cumpliendo las medidas que los propios investigadores han puesto sobre la palestra para poder decir que estamos ante una situación de bajo riesgo. Y la principal medida que no se mantiene es la de distanciamiento físico”.

Como ejemplo puso que “en la Universidad Católica de Valparaíso, hace algunos meses calculamos cuál es el hacinamiento en los distintos recorridos del Transantiago y encontramos que en una cantidad alarmante de recorridos, en el más del 50% del tiempo no es posible mantener el distanciamiento físico“.

“Lo que dicen los investigadores es cierto: si tuviésemos un sistema de transporte público donde hubiese máximo una persona por metro cuadrado; si todos llevaran mascarilla y no se la bajaran para hablar por teléfono o para hablar con otras personas; si los buses tuvieran las ventanas abiertas y una correcta ventilación; si se hiciera la sanitización al fin de cada recorrido y si se cumplieran todas las medidas indican, quizás en esas circunstancias podríamos asegurar algo como lo que ha dicho el Gobierno. Pero la verdad, es que en la situación actual, no“, finalizó.

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto