;

«Cuando los niños piden comida no podemos decirles que no»: familia irlandesa acoge a 90 personas en medio de combates en Gaza

Entre el grupo de personas albergadas hay 30 niños, una mujer embarazada y un anciano con diabetes, al que solo le quedan sus medicamentos para un par de días más. 

«Cuando los niños piden comida no podemos decirles que no»: familia irlandesa acoge a 90 personas en medio de combates en Gaza
Revisa la seccion lo ultimo

Esta semana se dio a conocer la impactante historia de una familia irlandesa que estaba visitando a sus familiares en Gaza y quedó atrapada en la guerra palestino- israelí.

Ibrahim AlAagha, de 38 años, su esposa Hamida y sus tres hijos pequeños de 8, 4 y 3 años residían en Dublin pero viajaron días antes para visitar la casa de los papás de AlAagha en Jan Yunis, en el suroeste de la Franja de Gaza.

Lo impactante de la historia que dio a conocer la BBC, es que los AlAagha han intentado acoger a tantos familiares y amigos como se les ha hecho posible. De hecho, ya recibido en su hogar a alrededor de 90 personas en su casa en medio de la tensa tensión bélica en la Franja de Gaza.

«Lo único que hacemos es intentar sobrevivir»

Según consignó el mismo medio, la familia contó que nunca rechazarían a nadie que requiera de asilo. Sin embargo, pese a la noble acción, la familia ha debido sortear algunas dificultades para organizarse al dormir y para racionar las comidas.

Y es que, los alimentos son escasos, pero diariamente hacen los esfuerzos para conseguir comida enlatada. La situación es tan critica que les alcanza para una sola comida al día.

“Lo único que hacemos es intentar sobrevivir desde el momento en que nos despertamos, hasta el momento en que nos vamos a dormir”, explicó

Entre las personas albergadas, hay 30 niños, una mujer embarazada y un anciano con diabetes, al que solo le quedan sus medicamentos para un par de días más. “Si a alguien le pasa algo malo, no tenemos forma de llegar al hospital… eso es algo que siempre me preocupa”, señaló AlAagha.

Asimismo, Ibrahim confesó que a los niños les ha tocado la peor parte: “Quiero decir, nosotros, las personas mayores, podemos soportarlo un poco, podemos pasar hambre, pero cuando los niños piden comida no podemos decirles que no”.

Por su parte, los irlandeses contaron que intentaron regresar a su país, pero que la falta de combustible y transportes impiden su evacuación. Junto a ello, denunciaron la falta de suministros vitales como agua potable, comida y energía eléctrica.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen vivo

ADN Radio
En vivo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Ciudades

Elige una ciudad

Compartir

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad