;

“Me parece que es exagerada”: Mariana Loyola y su postura ante la “santificación” de Sebastián Piñera tras su muerte

El expresidente falleció el 6 de febrero en un accidente en helicóptero en el lago Ranco. Tras su deceso, predominaron los homenajes y los mensajes a modo de elogios.

Instagram

Instagram

Revisa la seccion lo ultimo

El martes 6 de febrero, el país fue conmovido por la repentina muerte del expresidente Sebastián Piñera. El empresario y otrora mandatario murió producto de un accidente en su helicóptero en el lago Ranco, y tras saberse su deceso, se activaron todos los protocolos de Estado correspondientes, incluyendo el funeral de Estado y tres días de duelo nacional.

Durante esta semana, predominaron los mensajes a modo de homenaje hacia el difunto líder de la coalición de derecha Chile Vamos. Y es que incluso el actual Presidente, Gabriel Boric, quien fue un férreo opositor de Sebastián Piñera en sus dos gobiernos, tuvo solamente palabras de elogio hacia él. “Fue un demócrata desde la primera hora y buscó genuinamente lo que él creía que era lo mejor para el país”, dijo entonces el mandatario.

Revisa también

ADN

Sin embargo, el hecho de que se destacaran sus logros y se vieran casi únicamente elogios hacia la figura de Sebastián Piñera, fue algo que también se cuestionó, debido a que durante esa semana, los hechos más cuestionables y polémicos que protagonizó el difunto mandatario pasaron a segundo plano.

La opinión de Mariana Loyola

Y a raíz de esta situación, Mariana Loyola reflexionó en conversación con La Cuarta. “Hay dos cosas que separar con Sebastián Piñera: una es la muerte de un ser humano, que nunca es aplaudible ni celebrable, nunca; y empatizar con la familia, sus cercanos y la gente que lo quería. Y otra cosa es la santificación que ocurrió, que me parece que es exagerada. Creo que en general en Chile hay un problema con la justicia, y hay mucha gente que ha muerto impune”, planteó la actriz.

Hay que recordarle a cada chileno y chilena que hay que hacer uso de la memoria, que no se nos pueden olvidar ciertas cosas. Pero son cosas súper separables. Creo que hay veces en que lo mejor es quedarse callado, y esa es la decisión tomé: silencio. Me parece que uno tiene todo el derecho a guardar silencio, no es necesario opinar siempre. No vi ni escuché nada de sus funerales. Me parecía que era un momento oportuno de guardar silencio”, concluyó.

Contenido patrocinado

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen vivo

ADN Radio
En vivo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Ciudades

Elige una ciudad

Compartir

URL copiada al portapapeles

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad