Nacional

“Nos sentimos honrados”: Hermano de PDI fallecido en Temucuicui relató cómo se concretó el encuentro con el padre de Camilo Catrillanca

En conversación con Ciudadano ADN, Ramón Morales declaró que su hermano “más que una víctima de un hecho puntal, es una víctima de un problema que es histórico”.

Por Ciudadano ADN
Martes 19 de Ene, 2021 - 14:37
Actualizada el Martes 19 de Ene, 2021 - 14:53
Compartir

El pasado 7 de enero el inspector de la Policía de Investigaciones (PDI), Luis Morales Balcázar falleció en medio de un intenso operativo policial realizado al interior de la comunidad mapuche de Temucuicui. El procedimiento, que ha sido ampliamente criticado por el momento y la forma en que se realizó, fue el mismo día en que el tribunal oral de Angol leía el veredicto condenatorio contra los excarabineros involucrados en el homicidio de Camilo Catrillanca, miembro de la comunidad allanada.

A pocos días del hecho, la madre y el hermano del funcionario de la policía civil, visitaron la comunidad siendo recibidos en el lugar por Marcelo Catrillanca, padre del fallecido comunero, instancia en la que ambas familias mantuvieron un diálogo centrado en la búsqueda de justicia.

La historia de este encuentro fue narrada la mañana de este martes en Ciudadano ADN por Ramón Morales, hermano del funcionario de la PDI, quien comentó que “nosotros fuimos contactados por el huerquén de la comunidad de Temucuicui, lo conversé con mi madre y ella me pidió que continuara las conversaciones y le hizo sentido a ella y al resto de la familia escuchar a las comunidad y también de alguna forma establecer algún dialogo y solidarizar con lo que está pasando Temucuicui”.

A esto agregó que “las circunstancias en que se dieron los hechos nos llamaron la atención inmediatamente y nosotros pensamos que era lo más pertinente acudir a recibir de buena forma esta invitación, y creo que fue lo correcto, porque nos sentimos muy honrados de la invitación que nos hizo“.

Durante el encuentro, Marcelo y Ramón se dieron un emotivo abrazo, entregándose unas palabras que no se lograron distinguir, y que Morales no encuentra “necesario reproducir”.  “Me dio a entender que la comunidad y el pueblo mapuche están con nosotros y la familia, nos traspasan sus fuerzas y eso lo acogí de todo corazón y creo que así va a ser”, indicó.

La vida de Luis

Ramón, también contó como era su hermano Luis en el día a día, explicando que “nosotros teníamos muchas diferencias de carácter y no éramos muy cercanos de hecho, yo siempre vi con mucha distancia la vocación que él tenía, bueno yo veo las cosas de otra forma, pero en lo que él se dedicaba y que de alguna manera siempre me tuvo tranquilo, es que era contra el narcotráfico y el crimen organizado, que es una labor que es indiscutiblemente necesaria”.

A pesar de aquello, un hecho que le llamó la atención, “fue ver las circunstancias o las razones por la que supuestamente se había trasladado, pero también fue darme cuenta que el resto de la familia tampoco sabía nada y eso me extrañó, pero me extrañó más ver el compromiso que el tenía con esta institución, institución que depende del Estado”.

Así, su labor “lo llevó hasta las últimas consecuencias y más allá de las diferencia que pudiéramos haber tenido me hace pensar que el hecho de que haya perdido la vida no puede ser en vano, no puede ser una muerte más de una persona que esta actuando por mandato directo de su institución”.

El mismo día del veredicto

Ramón Morales también se refirió al momento en el que se produjo el operativo, calificando el hecho de que hubiese sido el mismo día en que se leyó el veredicto del homicidio de Catrillanca como “muy confuso”.

Se estaba conociendo el veredicto del caso Catrillanca, y sabemos bien en qué circunstancias se dio, sabemos que fue un montaje, entonces a mi me pareció que todo era muy confuso, que no se condecía el operativo, con los objetivos que se entregó o las justificaciones que se entregaron para que se realizara de esa forma en el lugar que se realizó, el momento que se realizó, que tuvo declaraciones contradictorias de un fiscal que decía que tenía conocimiento de que no coincidían las fechas y las horas”.

Y después agregó que “no me corresponde hacer acusaciones a las instituciones, porque también tenemos que decir como familia, y mi madre me lo ha dicho muchas veces, que los funcionarios de la PDI y la gente que conocía a Luis fueron muy atentos y el reconocimiento que se le hizo en la institución de cierta manera nos entrego un cierto grado de satisfacción”, aseguró Ramón.

A raíz de lo anterior, el hermano del funcionario analizó al rol del gobierno, declarando que “más que una víctima de un hecho puntal, es una víctima de un problema que es histórico, que no está resuelto en este país, y que este gobierno ha decidido conducir de una manera particular, con la que muchos y muchas no concordamos, pero que en este caso se llegó a esto”.

Así, puntualizó que “no basta en buscar al culpable del disparo, el problema no se agota ahí para nadie si el gobierno insiste en valorar los resultados del operativo y reducir este problema en la búsqueda del autor. Me parece que no está entendiendo la magnitud del error del problema“.

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto