Nacional

Werkén mapuche y toma de municipalidad de Tirúa: “No vamos a permitir que ninguno de nuestros hermanos fallezca. Vamos a seguir movilizándonos”

El werkén Héctor Huenchunao, uno de los ocupantes, conversó con Ciudadano ADN sobre los motivos y exigencias de la ocupación, enfatizando que la acción se enmarca “en contra del racismo que ha sufrido nuestra gente en Victoria y en Curacautín. Nuestra gente está dolida por eso”. 

Por Ciudadano ADN
Miércoles 05 de Ago, 2020 - 22:55

Esta mañana amaneció en toma, mayoritariamente por parte de integrantes de comunidades mapuche, la municipalidad de Tirúa, localidad de la Región del Bio Bio que ha sufrido incendios de escuelas rurales. La ocupación es “pacífica, e indefinida, hasta que se llegue a un acuerdo”, según expresó en Ciudadano ADN el werkén Héctor Huenchunao, vocero de los ocupantes.

Según relató, “hubo un pequeño diálogo con el encargado del municipio, se le hizo ver que las comunidades hacían ocupación de este recinto. Eso sería, no tengo nada más que decir. Desde el mundo mapuche siempre hemos sido de esa forma, aquí la violencia viene desde otro lado, desde el Estado”.

El motivo principal de la acción es, según expresó, posicionarse “en contra del racismo que ha sufrido nuestra gente en Victoria y en Curacautín. Nuestra gente está dolida por eso”. El Gobierno, acusan, “nunca ha querido escuchar al pueblo mapuche. Nunca se le ha reconocido las demandas. No hay voluntad política de hacerlo”.

Quienes ocupan el inmueble son familias, según el vocero, y entre sus exigencias está la libertad de los presos políticos mapuche, junto con la aplicación del Convenio 169 de la OIT sobre pueblos indígenas y tribales, que establece -entre otros puntos- sanciones distintas al encarcelamiento. “Es una cosa que está ahí y el Gobierno no puede hacer oídos sordos”.

Hasta el momento, acusó el werkén, nadie se ha comunicado con ellos, aclarando que “nosotros no somos los que vamos a dialogar, estamos exigiendo que se abra la mesa de diálogo que están pidiendo los huelguistas”. Según enfatizó, “no vamos a permitir que ninguno de nuestros hermanos fallezca. Vamos a seguir movilizándonos. Vamos a estar aquí y en otro lado”, sin precisar mayores detalles.

El grupo también está exigiendo el traslado de Tomás Antihuén a la cárcel de Lebu, quien hoy está en prisión preventiva en Concepción, imputado por la quema de un carro lanza-gases en una marcha de Carabineros en Cañete. “Es un petitorio que tiene la familia”, puntualizó Huenchunao.

A días de los sucesos de violencia ciudadana de Curacautín y Victoria, el werkén no deja de lamentar lo ocurrido. “Es totalmente repudiable, nos tocó mucho y estamos muy dolidos. Por eso estamos acá. Por eso nuestros peñis se han levantado”.

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto