Espectáculos

Kathy Salosny reveló qué es lo primero que hará cuando se termine la cuarentena por Covid-19

La comunicadora habló con Angélica Castro en Velvet al Desayuno.

Captura
Por Paulette Ruminot
Jueves 09 de Jul, 2020 - 15:50

La destacada animadora de televisión, Kathy Salosny, conversó con Angélica Castro en Velvet al Desayuno, donde reveló cómo ha sido su cuarentena por Covid-19, asegurando que ha sido muy dura para ella, ya que está lejos de su madre y hermana.

En la entrevista, la actriz contó que está pasando el encierro junto a sus perros, en su casa. Según comentó, “el 4 de marzo estábamos celebrando el cumpleaños de mi hermana, fue la última vez que la abracé. Volvimos con el Toño, mi amigo, y nos confinamos aquí en mi casa. Nos quedamos encerrados con el Toño la primera fase de la cuarentena”.

“Él se fue, y no me quería quedar sol,a y ahí se vino una amiga mía, estuve con ella un rato, estábamos trabajando y se tuvo que ir también. Me ha tocado estar harto sola, estoy con mis perros“, agregó.

Para ella, lo más difícil de esta situación es que ha tenido que estar lejos de su familia. “Mi mamá y mi hermana viven en Algarrobo, ha sido duro. Es un tema muy sensible para mí, no las veo desde el 13 de marzo, y mi mamá estuvo muy delicada de salud, está en un lugar exquisito porque tiene el mar ahí, eso lo agradezco, pero estuvimos muy preocupadas porque pasó un mes postrada”.

“Ahora está bien, está súper hiperactiva. La extraño mucho, a mi hermana Marisol también, ya pasará todo esto. Lo primero que voy hacer es agarrar mi auto e irme a Tunquén y pasar a ver a mi mamá“, aseguró.

Como se encuentra alejada de la televisión, Salosny está viviendo de sus ahorros, y manifiesta que “la situación es muy tremenda. La angustia de la gente por la incertidumbre, son meses y meses muy pesados para las familias de Chile, yo en este minuto estoy cesante, estoy viviendo con mis ahorros, y los ahorros se acaban, tengo muchos privilegios porque mi casa es propia. Si yo me angustio, imagínate el resto”.

Respecto a la televisión, la comunicadora sostuvo que “uno ha sufrido esa discriminación por tener la edad que tiene, porque te empiezan a salir las arrugas, no es fácil, pero yo tengo un público duro y estuve hasta hace poco en la televisión, a esta edad, pero es la industria que quiere rejuvenecer la pantalla“.

“Me lo dijeron en la cara: Kathy no vas a seguir acá porque queremos rejuvenecer la pantalla, para mí fue súper violento“, dijo, agregando que “una vez me dijeron que me tenía que poner pechugas. No así con los hombres, hay un nivel de exigencia muy brutal”.

Finalmente, sobre su restaurante en Tunquén, Kathy está segura que volverá a abrir una vez que finalice esta situación. “Se va a abrir, estoy segura que se va abrir Casa Tunquén, es un lugar de encuentro, la gente no se quiere ir cuando llega para allá. Me fascina la energía del lugar, de hecho hay templos budistas, hay un campo energético, algo pasa ahí, todo eso me fue cautivando, además tengo grandes amigos que viven en Tunquén“.

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto