;

«Se está normalizando el homicidio y eso no es normal»: hermano de hombre acribillado en Estación Central pide que la justicia «haga su trabajo»

Un testigo del hecho contó a ADN que fueron dos los involucrados en el violento hecho.

Homicidio, Crimen, Estación Central, acribillado, PDI, uspallata, 1024x576 jpg ok

Homicidio, Crimen, Estación Central, acribillado, PDI, uspallata, 1024x576 jpg ok

Revisa la seccion lo ultimo

Para efectos del trabajo del Equipo de Crimen Organizado y Homicidios (ECOH) del Ministerio Público, fue a las 22:04 del lunes, en calle Uspallata, casi esquina con Los Pingüinos, en Estación Central, región Metropolitana, que ocurrió el crimen.

La víctima, de 48 años, vivía junto a sus padres. Se dedicaba a la compra y venta de vehículos de alta gama que se dedicaba a reparar tras adquirirlos en remates. Eso contó su hermano a ADN, que prefirió mantener en reserva su identidad. Aunque lo importante en este dato es que había dejado atrás la vida delictual: sus antecedentes penales mostraban delitos contra la propiedad y robos. El último ocurrió en 2019.

Al hermano llegó la madrugada de este martes al domicilio. Las policías ya habían hecho un trabajo en el lugar. No tiene claro cómo ocurrieron los hechos: «Puede haber sido que le trataron de robar el auto, pero no sabemos».

Hubo otro vecino que estaba en el sector al momento del ataque y que entregó más antecedentes: «Yo vi la camioneta que estaba ahí parada, el tipo se bajó y vi que le disparó. El tipo andaba con el rostro descubierto. Había otra persona al volante. Había dos, uno se bajó y lo mató. Yo estaba en la calle, en la esquina».

ADN

Equipo ECOH trabaja en el lugar. / Cedida.

Los trabajos periciales permitieron encontrar al menos 14 casquillos de bala. El fiscal Felipe Olivari, de ECOH, contó que «a priori, por lo menos una en la cabeza, la que le causó, al parecer, la muerte».

El hermano fue más allá: «Espero que la policía haga su trabajo, esclarecer el asesinato, porque esto es un homicidio. No sabemos qué pasó. No sabía nada. Mis padres están destrozados, son de edad ya. Lo fuerte es avisarles que le mataron a un hijo».

«Esperamos que se encuentre luego al autor del homicidio. Acá se está normalizando el homicidio y eso no es normal. Antes vivíamos en relativa tranquilidad, en paz, pero ahora se fue de las manos esto. Ahora llegan y disparan. Andan mocosos con armamento por todos lados y disparan a diestra y siniestra y no les importa nada, porque la justicia no hace su trabajo. Entiendo que las policías hacen su labor, pero algo está fallando en el sistema», cerró.

El siguiente artículo se está cargando

Escucha la radioen vivo

ADN Radio
En vivo

Tu contenido empezará después de la publicidad

Programación

Ciudades

Elige una ciudad

Compartir

URL copiada al portapapeles

Más acciones

Suscríbete

Tu contenido empezará después de la publicidad