Música

“Esta banda era mi vida”: Paul McCartney reveló cómo fue realmente el quiebre de The Beatles

Un cruce de palabras con John Lennon y el manejo de la banda fueron factores que agudizaron la tensión entre los “Fab Four”.

Reproducción
Por Pamela De Vicenzi
Lunes 11 de Oct, 2021 - 15:19
Actualizada el Lunes 11 de Oct, 2021 - 15:22
Compartir

La relación entre John Lennon y Yoko Ono suele ser sindicada -en la cultura popular- como el principal motivo del quiebre de The Beatles: sin embargo, Paul McCartney ha sido apuntado como el instigador de la ruptura. Ahora, uno de los dos sobrevivientes de los “Fab Four” reveló el detalle completo de lo que sucedió.

En una entrevista con la BBC, el músico británico contó la verdad detrás de la disolución más triste de la historia, considerando que él ha debido cargar con la culpa pública tras esta separación que no sólo fue bullada, sino también tuvo implicancias judiciales.

De hecho, expresó en esos años que no veía un momento “en que Lennon-McCartney se convirtiera de nuevo en una asociación activa para la composición de canciones”.

En la antes mencionada entrevista, McCartney remarcó que fue John Lennon quien causó la separación y no él. “Yo no instigué la división. Ese fue nuestro Johnny. Yo no soy la persona que instigó la división”, insistió el bajista.

Entonces relató: “John entró en una habitación un día y dijo ‘me voy de los Beatles’. Y dijo: ‘Es bastante emocionante, es más bien como un divorcio’. Y entonces nos quedamos nosotros a recoger los pedazos“.

Consultado sobre si The Beatles hubiera continuado si John Lennon no se hubiera ido, Paul McCartney respondió que “podría haberlo hecho“.

En esa línea, recordó que “el punto era que John estaba haciendo una nueva vida con Yoko y quería… quedarse en la cama una semana en Ámsterdam por la paz. No era posible oponerse. Fue el periodo más difícil de mi vida”.

Esta era mi banda, este era mi trabajo, esta era mi vida. Quería que continuara. Pensé que estábamos haciendo cosas bastante buenas, Abbey Road, Let It Be, nada mal, y pensé que podíamos continuar”, añadió “Macca”.

Pero eso no fue todo, ya que también tuvo que ver en la ruptura el nuevo manager de la banda, Allen Klein, con quien definitivamente no quería trabajar.

“Así que durante unos meses tuvimos que fingir. Fue extraño porque todos sabíamos que era el final de The Beatles, pero no podíamos irnos“, señaló McCartney.

Por este motivo, el músico llevó al resto de la banda a la justicia, con el fin de disolver su contrato para mantener su música fuera de las manos de Klein. “Tuve que pelear y la única forma en que podía pelear era demandar a los otros Beatles, porque estaban con Klein. Y me lo agradecieron años después. Pero yo no instigué la división”, sentenció.

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto