Internacional

Investigadores del MIT comprobaron que no hubo un fraude electoral en Bolivia

Una investigación estadística dio cuenta que el triunfo del ahora exmandatario altiplánico estaba respaldado en la votación popular.

Getty Images
Por Claudio Silva
Jueves 27 de Feb, 2020 - 20:29
Actualizada el Jueves 27 de Feb, 2020 - 21:05

Hubo un golpe de estado en Bolivia. Esa es la conclusión que ofrece un reportaje del The Washington Post sobre las elecciones desarrolladas en el país altiplánico el 20 de octubre de 2019, en las que triunfó Evo Morales. El ganador luego fue forzado a renunciar en medio de protestas de la oposición que acusaba un fraude en las votaciones.

Un informe estadístico realizado por dos científicos del Laboratorio de Ciencia y Datos Electorales del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT) desmiente el texto publicado por la Organización de Estados Americanos (OEA) el 10 de noviembre, en el que señalaban las supuestas irregularidades electorales en Bolivia.

La policía reprime una manifestación en la ciudad de La Paz

La policía reprime una manifestación en la ciudad de La Paz

John CurielJack Williams aseguran que “como especialistas en integridad electoral, encontramos que la evidencia estadística no respalda el reclamo de fraude en las elecciones de octubre en Bolivia” y agregan que “nuestros resultados fueron directos” sobre la diferencia que obtuvo Morales sobre su competidor más cercano Carlos Mesa.

Los autores precisan que “no parece haber una diferencia estadísticamente significativa en el margen antes y después de la suspensión de la votación preliminar. En cambio, es muy probable que Morales haya superado el margen de 10 puntos porcentuales en la primera ronda”. Esto último confirma su triunfo constitucionalmente.

Medición estadística de las elecciones en Bolivia

Medición estadística de las elecciones en Bolivia

“Encontramos una correlación de 0.946 entre el margen de Morales entre los resultados antes y después del corte en recintos contados antes y después del corte. Hay poca diferencia observable entre los precintos en los resultados antes y después del alto del conteo, lo que sugiere que no hubo irregularidades significativas”, explican los expertos.

En el informe se precisa que “la OEA no respondió” las consultas sobre el texto y los autores precisan que realizaron 1.000 simulaciones para determinar la diferencia de votación entre Morales y Mesa. El reportaje del medio estadounidense expresa que “no hay soporte estadístico para los reclamos de fraude electoral”.

Manifestaciones en Bolivia

Manifestaciones en Bolivia

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto