Ciencia

Científicos de la Usach fabrican ventilador para pacientes con Covid: “Estamos creando tecnología en Chile acorde a las necesidades locales”

La doctora en Física y Premio Nacional de Ciencias Exactas 2019, Dora Altbir, conversó con Ciudadano ADN sobre el proyecto que llevó a cabo el Cedenna, dependiente de la universidad, y que permitió modelar un ventilador mecánico adaptado a las necesidades de los centros médicos locales.

Por Ciudadano ADN
Lunes 13 de Jul, 2020 - 15:08

Los ingenieros del Cedenna (Centro para el Desarrollo de la Nanociencia y la Nanotecnología de la Universidad de Santiago de Chile) desarrollaron un ventilador mecánico para atender a pacientes con Covid-19, al que bautizaron “Resiliencia”. “Creemos que es lo que más necesitan los pacientes, y también nuestro país. Esperamos que sea un mensaje esperanzador”, según expresó en Ciudadano ADN la directora del centro, la doctora en Física y Premio Nacional de Ciencias Exactas 2019, Dora Altbir.

El equipo “se adapta a todas las necesidades de un equipo médico” y también de los distintos pacientes con coronavirus, incluyendo especificaciones como manejo remoto. Una flexibilidad que “no podemos tener con ventiladores importados. Tenemos el control completo, y eso es muy importante para el país”, según Altbir, lo que es una ventaja no solo para el manejo de la pandemia, sino para el desarrollo de “tecnología made in Chile acorde a las necesidades locales”.

La doctora explicó que, en países vecinos como Brasil “tienen 20 centros parecidos al nuestro, pero nosotros hemos sido capaces de hacer tecnología muy relevante en estos tiempos”. Además de ventiladores, el Cedenna está fabricando envases de alimentos para alargar la vida de los que se exportan y hacer “que Chile se transforme en una potencia alimentaria”, además de elaborar otros elementos para el agua o la minería.

Leer también
Imagen post
Nacional

Minsal informó que hubo 2.616 nuevos casos y ya son 317.657 los contagiados con coronavirus

Imagen post
Ciencia

Argentina fue seleccionada para probar vacuna contra el coronavirus

Imagen post
Nacional

82 nuevos ventiladores mecánicos llegaron a reforzar la red hospitalaria en el combate al Covid-19

 

El Cedenna, según Dora Altbir, es un “centro grande para los estándares nacionales”: 43 investigadores y 25 postdoctorados, más 200 estudiantes cada año, “trabajamos por hacer ciencia del más alto nivel, y tecnología para las necesidades del país”. Pese a sus exitosos resultados, su directora asegura que “nos falta mucho más. Los países vecinos tienen una inversión mucho mayor en ciencia. Por eso, para desarrollarnos a plenitud necesitamos recursos, la ciencia tiene sus plazos, se requiere financiamiento continuo y seguro”.

Sin embargo, y pese a la falta de investigadores -en Chile existe un 13% de los doctores por millón de habitantes de países de la OECD- la doctora en Física cree que “estamos en un buen momento”. Ahora, las perspectivas son de crecimiento. “En los últimos años se han formado muchos jóvenes que van a tener dificultades para incorporarse a la academia. A ellos necesitamos abrirles espacios. Es capital humano que ha costado tanto tener”, advierte la doctora, que insiste en que, para lograrlo, “el apoyo y liderazgo del Estado es fundamental”.

Aunque, aclara, no todo es investigación de alto nivel. “Sin ciencia básica no hay tecnología”, plantea Dora Altbir, recordando que muchos descubrimientos son producto “de juntar un par de cosas algunas condiciones. Lo que llamamos innovación tecnológica requiere de ciencia básica. Esperamos que a través de la ciencia básica se manifieste un aporte más fuerte”.

Creando “Resiliencia”

Para fabricar “Resiliencia”, los ingenieros del Cedenna contaron con colaboración de médicos que hoy están trabajando en las UCI. Fueron ellos quienes “nos hicieron ver que una de las dificultades era la posibilidad de controlar equipos. No tenemos suficiente personal médico”. Por eso, aseguró, se hizo un control “muy sencillo” y que requiere una capacitación breve. “Es importante hacer tecnología con los usuarios”, enfatizó la experta.

Otra de las cualidades del equipo es que es capaz de entregar al paciente todo el oxígeno que el ventilador extrae de la red. Hoy, en los centros de salud chilenos, “las redes están estresadas con los requerimientos de oxígeno”.

Confeccionar el ventilador fue un trabajo duro: “Fueron 14 horas diarias, de lunes a lunes, durante 8 semanas”. “Ahora no me pueden decir que no se puede trabajar de esa forma porque ya lo hicieron”, comentó la experta.

“Resiliencia” hoy está en un proceso de prueba, antes de implementarse en diversos centros de salud del país. “Estamos confiados”, aseguró Dora. “Una vez que las aprobemos todas, vamos a tener la validación y podrán ser utiilizados libremente en los hospitales”.

Pero lo más importante, para la científica, es que la experiencia “nos haga ver que en Chile esto se puede hacer. Tenemos que asumir eso y trabajar todos juntos para que nuevas soluciones a problemas locales se deriven en el país”. Además, el que el equipo sea liderado por ella es una oportunidad para “ver que las mujeres podemos participar en la ciencia y tecnología del país”.

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto