Escucha ahora

Trasnoche ADN


Hackers exponen más de 772 millones de correos electrónicos

Los datos de una de las mayores filtraciones de la historia se encuentran en un archivo de 87 gigabytes.

Hackers exponen más de 772 millones de correos electrónicos

Filtraciones informáticas. Foto: Getty Images

La ciberseguridad en Internet sufre una de las mayores derrotas de la historia. Más de 772 millones de emails y 21 millones de contraseñas fueron expuestos en un foro para hackers, según informa el experto Troy Hunt. Los datos se encuentran en un archivo gigantesco de 87 gigabytes alojado en la nube. La brecha de fue nombrada "Collection #1" por el nombre de la carpeta en la que se encontró la información.

Se desconoce el origen y el autor, y aunque los archivos se retiraron de MEGA, es posible que se realizaran copias e incluso se vuelva a difundir. El experto comprobó que algunos emails y passwords habían sido expuestos previamente, pero al menos 140 millones de correos y 10 millones de contraseñas corresponden a nuevas filtraciones.

"Simplemente parece una colección completamente aleatoria de sitios para maximizar la cantidad de credenciales disponibles para los hackers", dijo Hunt a Wired. No es la primera filtración de este tipo, pero destaca la magnitud de usuarios afectados. Se trata de una de las más grandes de la historia, por detrás del hackeo a Yahoo en 2017.

Informe El País que la compañía global estadounidense reconoció que el robo masivo de datos que sufrió en 2013 afectó a las 3.000 millones de cuentas que estaban activas. En el nuevo hackeo se puede revisar si alguien se vio afectado accediendo al sitio Have I Been Pwned, probando si su dirección de correo electrónico fue infringida.

Esta plataforma no sólo indica si se es uno de los afectados por "Collection #1", sino si el email forma parte de alguna brecha de seguridad detectada por Troy Hunt en los últimos años. Es recomendable que los afectados cambien la contraseña de sus cuentas cuanto antes y activen la verificación en dos pasos cuando sea posible.

Hunt asevera que "la única contraseña segura es la que no puedo recordar" y recomienda que "si usar un administrador de contraseñas digital es un paso demasiado grande, vaya a la vieja escuela y obtenga uno analógico. Es decir, un cuaderno. Anotar las contraseñas únicas en un libro y mantenerlas dentro de una casa cerrada es mucho mejor".

X