Escucha ahora

Trasnoche ADN


Minsal confirma amenaza con arma de fuego a exfuncionario por irregularidades en Hospital de Buin

El jefe de la división de inversiones de la cartera, Luis Barrios, aseguró a ADN que esta situación ocurrió fuera del domicilio particular del ex jefe de presupuesto del área.

Minsal confirma amenaza con arma de fuego a exfuncionario por irregularidades en Hospital de Buin

Hospital de Buin. Foto: Agencia Uno

A principios de este año se conoció de la contratación de 19 personas para el proyecto del Hospital de Buin y Paine, las que no habrían realizado trabajo alguno y que, además, entregaban parte de su remuneración a funcionarios de la división de inversiones del Ministerio de Salud.

Uno de los sindicados, según un oficio enviado por la diputada Marcela Hernando, es Mauricio Álvarez, ex jefe de presupuesto de esa área, sobre quien se conoce un nuevo detalle.

Según confirmó a ADN, el jefe de la división de inversiones, Luis Barrios, la investigación sobre estos 19 casos se inició a raíz de una amenaza con una pistola que recibió Álvarez fuera de su domicilio: "Sucedió una situación que no podemos desconocer. Se le amenazó a la salida de su casa con un arma y tiene que ver con lo que posteriormente generó toda la investigación".

Barrios, además de descartar su vinculación a las contrataciones irregulares, aseguró que "me gustaría saber quiénes fueron las personas que tuvieron algo que ver (...) Independiente de la persona que lo haya generado, sea alguien que llegó con esta administración, alguien que viene de la administración pasada o alguien que llegó con esta administración pero que ha trabajado toda su vida con proyectos de infraestructura".

Es importante destacar que, tras la amenaza y el inicio de la indagatoria sumaria en el Minsal por lo ocurrido en Buin, fue el propio Luis Barrios quien solicitó el traslado de Álvarez a un servicio de salud del sur, pero manteniendo su misma función.

Hospital de Talcahuano

Según fuentes al interior del Ministerio de Salud, la amenaza con arma de fuego a Mauricio Álvarez habría estado relacionada también a algunas irregularidades de la misma naturaleza en el Hospital de Talcahuano. Consultado sobre esta situación, Luis Barrios confirmó que existe una indagatoria en curso.

"No nos cuadra las asesorías que estaban a cargo del inspectores técnicos de obra con los recursos que se entregaron para pagar las asesorías. Hoy está a un nivel de solicitud de antecedentes al Servicio de Salud y con eso nosotros podemos dar cuenta que efectivamente se ocuparon bien las platas o no se ocuparon como se debía y se empezó a pagar asesorías para otros proyectos venideros o de menor envergadura".

Síndrome de Estocolmo

Otro de los aspectos que mantiene en el ojo del huracán a la división de inversiones del Ministerio de Salud es el despido de Inspectores Técnicos de Obras (ITOs), lo que, según afirman desde la cartera, implicaría ahorros millonarios para las empresas que realizan la construcción de los recintos hospitalarios.

Sobre el punto, Barrios justificó la determinación asegurando que "en las obras existe un concepto que es el Síndrome de Estocolmo, donde los equipos técnicos se enamoran de las obras y lo que propician naturalmente es que la obra no termine, porque si lo hace, la gente queda sin trabajo. Entonces aumentan los plazos y la obra no termina nunca. Decidimos que vamos a medir a los ITOs, además de elementos de calidad, por este nivel de cumplimiento de términos de obra".

El propio Luis Barrios habría dado instrucciones verbales a los servicios de Salud de no fiscalizar el trabajo técnico, lo que fue descartado categóricamente por la autoridad.

"Si existe alguna instrucción, ojalá me la hagan saber (...) había una serie de solicitudes de cambio lógicas, pero que afectaban a un proyecto en construcción. Nuestro trabajo es sacar el proyecto adelante".

X