Escucha ahora

Trasnoche ADN


Conadecus criticó ausencia de políticas para controlar nivel de endeudamiento

La Encuesta Financiera de Hogares, que dio a conocer el Banco Central de Chile, reveló que muchas familias se endeudan con créditos de consumo, incluso para comprar alimentos.

Conadecus criticó ausencia de políticas para controlar nivel de endeudamiento
El Banco Central de Chile publicó este miércoles la Encuesta Financiera de Hogares (EFH), recogida entre el 2010 y 2012, que permite relacionar ingresos y gastos financieros de cada familia.

Entre los datos relevantes indica que un 68% de los hogares tiene algún tipo de deuda, mientras que el 78,8% posee algún activo, como casas o vehículos.

Para el economista de la Universidad Central, Hernan Frigolett, estos niveles no son sinónimo de sobreendeudamiento, aunque sí revelan diferencias entre los estratos con mayores y menores ingresos. Este último grupo -como también señala la encuesta- no tiene poder de endeudamiento para acceder a activos, sino que se concentran en los bienes de consumo y créditos menores.

"El endeudamiento no aparece como un problema tan alto. El mercado está muy segmentado, los estratos 1 y 2, el 80% de menores ingresos de la población, está principalmente endeudado con casas comerciales, y la mayor parte del crédito bancario está concentrado en el 20% más rico", dijo.

Casi la mitad de las familias de menores ingresos concurre en deudas en casas comerciales. Los préstamos de consumo, como "ofertazos" para enfrentar los gastos de marzo o Navidad, están entre los más solicitados y con altos intereses, según el economista de la Universidad de Chile, Joseph Ramos, quien recomendó poner ojo en este sentido.

"Desaconsejo la compra de los gastos básicos del mes en tarjetas de crédito, salvo por el período sin interés. En general, los bancos no otorgan préstamos hipotecarios si el dividendo excede el 25% del ingreso del hogar, y yo creo que eso es una cifra prudente", señaló.

Dicha cifra no se cumple ya que, según la medición, la media de ingresos familiares es de 500 mil pesos, mientras que el monto adeudado por créditos, sólo a casas comerciales, es cercano a los 200 mil.

El director de la Corporación Nacional de Consumidores y Usuarios (Conadecus), Hernán Calderón, describió esto como un "libertinaje del consumo". Por esto, apuntó hacia los altos intereses del retail y una irresponsabilidad del Gobierno para regular.

"Las familias se han ido endeudando en forma significativa, y la verdad es que no ha habido ninguna política para controlar este nivel de endeudamiento. Vemos a la gente desesperada porque ya no puede responder a este endeudamiento. La gente ya está comprando los alimentos de consumo diario con las tarjetas de crédito, quiere decir que estamos en una situación muy grave", alertó.

Además, la medicion reveló que se mantiene la discriminación de género, pues los hogares encabezados por mujeres tienen, en promedio, menores niveles de ingreso que los encabezados por los hombres. Otra brecha de desigualdad sigue siendo el nivel educacional de los cabeza de familia.
X