Nacional

Fundación Amanoz y acompañamiento telefónico a personas mayores: “Se genera algo muy bonito: una amistad. Una amistad bien profunda”

Alejandra Valdés conversó con Ciudadano ADN sobre su iniciativa que busca que los adultos mayores no se sientan solos.

Por Florencia Couyoumdjian
Miércoles 02 de Dic, 2020 - 23:35
Actualizada el Miércoles 02 de Dic, 2020 - 23:39
Compartir

Los adultos mayores han sido parte de los grupos más vulnerables durante la pandemia no solamente por el riesgo a contagiarse, sino que también por estar encerrados en sus casas, vulnerando su salud mental.

Es por esto que Ciudadano ADN conversó con Alejandra Valdés, directora de la fundación Amanoz, quienes crearon voluntariados para que jóvenes llamen a personas de la tercera edad y así se sientan acompañados.

Afirmando que la soledad “es un sentimiento que culturalmente hemos provocado“, ya que como sociedad creamos “un asilamiento hacia las personas mayores, una vez que ellos dejan de trabajar o pertenecer al ámbito productivo“, la directiva comentó que “nuestra cultura los guarda y los cuida para que no se vayan a deteriorar“.

Así, crearon este proyecto para que los adultos mayores “puedan integrarse socialmente y participar en nuestra sociedad“, a través de voluntarios que acompañan “tanto en estadías de larga estancia, como en domicilios particulares“.

Pero, por la pandemia, “comenzamos a hacer telefónicamente” el acompañamiento, asegurando que la iniciativa causó gran apoyo en distintas fundaciones, provocando que les mandaran ” listados de personas que se sentían solas o que vivían solas “.

A raíz de lo anterior, realizaron un “llamado masivo” y capacitaciones, llegando a contar con un Excel para que el voluntario haga este acompañamiento telefónico, donde “llama a la persona que se le asigna que, evidentemente, es de otra realidad y probablemente de otra región. Lo que sí, tratamos de enganchar con afinidades a priori entre ellos“.

De esta manera, inicialmente comienzan con llamados de una a tres veces a la semana, y posteriormente, se ponen de acuerdo. “Se genera algo muy bonito, que es finalmente una amistad. Una amistad bien profunda“.

Si quieres ser voluntari@ o donar a la fundación Amanoz, entra aquí.

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto