Deportes

Pablo Quintanilla: Para ganar el Rally Dakar tengo que arriesgar mi vida

El piloto chileno terminó segundo en la competición que se llevó a cabo este 2020 en Arabia Saudita.

Por Claudio Caldera
Martes 21 de Ene, 2020 - 17:34

El piloto chileno Pablo Quintanilla conversó con Emol sobre lo que fue su participación en el último Rally Dakar, donde consiguió el segundo lugar del certamen en la competencia de motos.

Sobre su gran actuación, comenzó diciendo que “este logro siento que es un premio al esfuerzo de toda la vida. Lo que más rescato de este segundo lugar, más allá del puesto, es todo el camino recorrido para alcanzar esto. El año pasado fue un año súper duro para mi, con una grave lesión y cinco meses sin caminar”.

Respecto a los grandes resultados que obtuvieron sus compatriotas en el torneo, indicó: “Excelente. Felicito a Nacho (Casale) por su tricampeonato en quads, lo mismo “Chaleco” López que hizo podio. El “Nachito” (Ignacio Cornejo) es el futuro del rally cross country de Chile. Conozco a su familia y sé la pasión que le pone. Este año mostró un cambio importante, avanzó de manera agresiva y potente, pero al mismo tiempo con una madurez sólida. Tiene un gran futuro por delante. Es uno de los pilotos más fuertes de la competencia”.

Consultado sobre la lamentable muerte de su amigoo  Paulo Goncalves, Quintanilla manifestó: “Era súper alegre, siempre estaba tirando tallas. Era como un cabro chico y siempre me decía: ‘No puedo creer que tenga 42, me siento como de 20’. Era muy querido por todos”.

“Yo siempre lo molestaba, porque se le estaba cayendo el pelo (risas). La decía ‘te sentís como de 20, pero cada vez tienes menos pelo’. Siempre nos hacíamos bromas, antes de las carreras, en las partidas, en las fiestas. Su alma va a quedar en todos los pilotos que practicamos este deporte“, agregó sobre el portugués. 

Finalmente, ‘Quitafondo’ tuvo palabras sobre los grandes riesgos que corre al competir en este certamen. “En las carreras siempre pasas sustos. Es imposible no pasar sustos. Caerte a altas velocidades está en los planes. A veces por ahí uno pasó por una piedra que estaba tapada con arena a 150 kilómetros. Ahí piensas ‘me pude haber matado’, pero das vuelta la página para seguir en la carrera. Es parte del riesgo. Si yo quiero ganar una etapa o pelear el podio el Dakar, sé que tengo que arriesgar mi vida y estoy consciente de que puedo tener un accidente grave“, cerró. 
 

¿Viste un error en la nota? Avísanos aquí
Lo más visto