Escucha ahora

ADN Deportes en Directo


Presidente UDI: La DC hace una crítica fuerte y luego el Gobierno al final les da maníes y cuchuflís

Hernán Larraín aseguró en ADN que "la Democracia Cristiana nos opaca desde el punto de vista del rol opositor".

Presidente UDI: La DC hace una crítica fuerte y luego el Gobierno al final les da maníes y cuchuflís

Agencia Uno

En el Congreso se comenzó a debatir la tramitación de la Reforma Laboral y del proyecto de despenalización del aborto en tres causales, lo que genera rechazo entre la oposición a La Moneda y también de algunos sectores del Partido Demócrata Cristiano.

El presidente y senador de la Unión Demócrata Independiente, Hernán Larraín, aseguró en la Prueba de ADN que los falangistas "hacen una crítica fuerte y el Gobierno al final les da un par de maníes y dos cuchuflíes, y al final la Democracia Cristiana vota o no impide que el proyecto se apruebe (...) Me temo que aquí tengamos de nuevo ese problema, que se presentan indicaciones, que no les gustan a los democratacristianos, (pero) de alguna u otra manera termina esto aprobándose".
 

foto

Por lo mismo, el parlamentario gremialista recalcó que "la Democracia Cristiana nos opaca desde el punto de vista del rol opositor, porque es más sabroso y más atractivo que haya oposición interna, y después nos deja en la estacada, porque al final, a pesar de que puedan pensar distinto o en forma muy similar a nosotros, terminan votando o permitiendo que se apruebe el proyecto tal cual lo quiere el Gobierno".

Larraín eligió comentar los temas de las tres causales para abortar y dijo en Radio ADN que "respecto de la causal de la violación, nos parece también que ahí es una situación muy brutal para la madre, en donde el único ser que no tiene ninguna responsabilidad en el hecho del violador, de la agresión del violador, es el feto que está en el vientre materno".
 

foto

En la mísma línea crítica estuvo al manifestar que "el problema de fondo en una Reforma Laboral, que tiene un objetivo de fortalecimiento de los sindicatos, objetivo que en lo principal valoro, aprecio y apoyo, hay que buscar una armonía con la mayor fuerza de los trabajadores sindicalizados, para poder igualar su poder de negociación con el empleador, pero sin que eso signifique un problema de sustentabilidad de la fuente de trabajo".

Hernán Larraín agregó que el proyecto en trámite "limita la capacidad de administrar la empresa, limita la libertad de contratación y genera una especie de obligación de afiliarte al sindicato, si quieres obtener esos beneficios, y eso va contra los principios de la OIT".