Escucha ahora

Ciudadano ADN


Piñera por sequía legislativa: La oposición "está con la política de negar la sal y el agua"

"A los gobiernos no se les debe juzgar por cuántas leyes mandan", dijo. "Pasamos del frenesí a la responsabilidad legislativa", agregó el ministro Blumel.

Piñera por sequía legislativa: La oposición

Presidente Sebastián Piñera respondió a las críticas sobre sequía legislativa. Foto: Agencia Uno

La oposición "está con la política de negar la sal y el agua". Así respondió el Presidente Sebastián Piñera a las críticas sobre una supuesta sequía legislativa, señalando que "algunos creen que los países avanzan solo con leyes. Las leyes son importantes, pero también es importante la actitud, la voluntad, la calidad de gestión del gobierno, de los poderes del Estado y de la sociedad civil".

"Esto es un invento del Partido Socialista", señaló a La Tercera, acusando que dicha colectividad "ha establecido este criterio (...) Antes se hablaba del frenesí legislativo, ahora se habla de la sequía legislativa".

"Durante estos primeros tres meses hemos presentado 21 iniciativas legislativas, 17 proyectos de ley y hemos establecido 45 urgencias legislativas. También le digo que hemos tenido una dificultad con el Congreso, porque las urgencias que el gobierno pone para que estos proyectos se tramiten en el Congreso no están siendo debidamente respetadas", respondió Piñera.


El Mandatario anunció envió de batería de proyectos en próximos días.

 

En ese sentido, el Mandatario aseguró que un sector de la ex Nueva Mayoría está "frenando la agenda legislativa, abusando de instrumentos como las interpelaciones y las acusaciones constitucionales, llevando todo lo que pueden llevar a la Contraloría, con o sin razón".

"Ese no es el camino de colaboración. Es un camino más bien de obstrucción. Pero hay otra parte de la oposición, que creo que está con una genuina y auténtica voluntad de colaborar desde sus propios puntos de vista, como es natural. Y yo eso lo aprecio y lo agradezco mucho", agregó.

Piñera, en esa línea, recordó que "el gobierno anterior envió muy pronto la reforma tributaria del ministro Alberto Arenas, que era una reforma que estaba tan mal pensada que tuvo que ser rectificada dos veces por el propio gobierno.

"A los gobiernos no se les debe juzgar por cuántas leyes mandan (...) Estoy seguro que Chile está mucho mejor hoy que el 11 de marzo de este año. Creo que tomarse tres meses para analizar en profundidad (...) es absolutamente prudente y necesario. Ahora estamos preparados", aseguró, anunciando una batería de proyectos para las próximas semanas.


El ministro Blumel coincidió con los dichos del Mandatario. 

 

Al mismo respecto, el ministro Secretario General de la Presidencia, Gonzalo Blumel, fue claro en señalar que "no todo tiene que ser ley".

"Hemos ido adoptando las medidas que han permitido ordenar la casa y procesar de mejor manera el proceso migratorio -por ejemplo- a través de lo que es la potestad reglamentaria: los decretos y las normativas", afirmó.

En El Mercurio, Blumel reconoció que la agenda legislativa "es un debate necesario", aunque subrayó que para el Ejecutivo "la principal prioridad, más que la cantidad, es la calidad de las leyes. Eso es finalmente lo que les importa a los chilenos. Si no son de buena calidad, se frustran las expectativas y la ciudadanía se aleja y desconfía (...) Lo segundo: se dejó de lado la retroexcavadora en materia legislativa".

"Pasamos del frenesí a la responsabilidad legislativa. ¿Qué significa eso? Que tenemos que hacer buenas leyes y que tenemos que ir concordándolo con la oposición (...) Nuestra estrategia es distinta. No pasa por retirar proyectos masivamente, sino ir trabajando los proyectos (...) Hay una diferencia de pasar del frenesí a la responsabilidad legislativa y, por último, entender una cosa que es importante: no todo tiene que ser ley", advirtió el ministro de la Segpres.

X