Escucha ahora

Actualidad, deportes, noticias


Estudiante acosada por académico en U. de Chile: "Se supone que no me lo voy a topar"

Sofía Brito analizó el fin de la toma feminista de la facultad de derecho y la permanencia de Carlos Carmona en la casa de estudios, aunque suspendido de las clases de pregrado.

Estudiante acosada por académico en U. de Chile:

Sofía Brito. Foto: ADN

La estudiante de la Universidad de Chile y denunciante de acoso sexual, Sofía Brito, realizó un balance de la toma feminista de la facultad de derecho donde se exigía la salida del académico Carlos Carmona.

En conversación con ADN Hoy, aseguró que "para nosotras, esta movilización sin duda es un triunfo. Logramos poner sobre la palestra pública un tema que siempre había quedado relegado a un segundo plano, incluso dentro del movimiento estudiantil".

"Nuestro balance es sumamente positivo, porque hay muchas universidades que están haciéndose cargo, justamente negociando sus petitorios no solamente en la vía de los protocolos, que son las normativas para sancionar e investigar estas situaciones de acoso, sino también para prevenir", añadió.


 

Para la estudiante, la manera de prevenir implica "educación no sexista", ya que esto significa "un cambio en las mallas curriculares, a la forma en que estamos siendo educadas y, por tanto, un cambio en nuestras relaciones sociales".

"Lamentablemente, fue un largo tiempo el que estuvimos en toma, pero fue inevitable. Para nosotros, es súper lamentable tener que estar en movilizaciones de este estilo. No obstante, no había ninguna posibilidad de poder alcanzar acuerdo si es que no existía una medida de presión", analizó.


 

En la visión de Brito, la vía de la movilización "efectivamente tuvo resultados". Sin embargo, consultada por el objetivo de sacar a Carlos Carmona, aseguró que el académico ameritaba una destitución, porque "el sumario administrativo reconoce que sí hubo acoso laboral y sexual".

"Nosotras esperábamos que se considerara que, si bien no existía esta regulación anteriormente de poder sancionar por acoso sexual y laboral directamente, se estableciera de parte de la facultad y la universidad un pronunciamiento", añadió.

Para la estudiante, "si hoy día el profesor Carmona se mantiene en la institución, y no presenta su renuncia, es porque existe un respaldo a su labor como académico".

"Una de las garantías que tengo para volver a clases y son las razones por las cuales me mantengo en la Universidad de Chile, fue que el profesor Carmona no va a tener clases en el pregrado ni en 2018 ni 2019. Se supone que no me lo voy a topar", subrayó.


 

Brito reflexionó sobre los alcances del acoso sexual dentro de las universidades y señaló que "nos damos cuenta que esto no es una excepción, sino una práctica habitual".

"Es una práctica donde profesores o autoridades nos dicen a nosotras, en términos simbólicos, que la única forma de acceder al espacio público es a través de este tutelaje masculino, que tiene como contrapartida que nuestro cuerpo y nuestro campo sexo-afectivo sean de su propiedad", explicó.

Sobre las proyecciones posteriores a la toma, la estudiante aseguró que "nosotras no vamos a tener vacaciones" y que probablemente terminarán el año académico en enero.

X