Escucha ahora

Trasnoche ADN


Tepco admite que tardará entre seis y nueve meses en controlar la central de Fukushima

La eléctrica admite que su prioridad es evitar nuevas explosiones de hidrógeno.El plan no da fecha para el regreso de los evacuados.

Tepco admite que tardará entre seis y nueve meses en controlar la central de Fukushima
La eléctrica propietaria de la central de Fukushima, Tokyo Electric Power (Tepco), ha anunciado el calendario que maneja para controlar la crisis en la planta nuclear. En una rueda de prensa, sus máximos ejecutivos han presentado un plan en fases que llevará entre seis y nueve meses hasta dar por acabada la crisis. Según los responsables de Fukushima, la prioridad actual es evitar más explosiones de hidrógeno, las que destrozaron tres reactores los primeros días tras el terremoto y el posterior tsunami del 11 de marzo.

El pasado 12 de abril, el primer ministro japonés, Naoto Kan, pidió a Tepco un calendario sobre la crisis. El plan tiene dos fases, reducir la emisión de radiación y luego llevar la central a parada fría. La primera tardará tres meses, y la segunda se calcula que llevará entre tres y seis meses más. El presidente de la compañía, Tsunehisa Katsumata, ha pedido perdón a los desplazados por el accidente nuclear, y ha añadido que estaban diseñando una cubierta para tapar los reactores dañados y preparando sistemas para almacenar el agua radiactiva. Aún así, ha dejado claro que la prioridad actual es evitar una nueva explosión de hidrógeno.

La empresa Tepco ha añadido que no puede decir si después de esos seis o nueve meses los miles de evacuados podrán volver a casa. "Esa es una decisión que corresponde al Gobierno", ha señalado Katsumata. Los expertos apuntan a que la zona más próxima a la central deberá permanecer cerrada durante años. La semana pasada, la Agencia de Seguridad Nuclear de Japón elevó la calificación del desastre de Fukushima a un 7 en la escala de sucesos nucleares (en una gradación de 0 a 7), lo que le sitúa a la altura de Chernóbil.

Apoyo estadounidense

El anuncio de la eléctrica coincide con la visita de Hillary Clinton a Japón, donde ha prometido un "apoyo firme" de Estados Unidos a la reconstrucción. La secretaria de Estado de EE UU, que se ha reunido con el primer ministro japonés, Naoto Kan, y el ministro de Exteriores, Takeaki Matsumoto, ha calificado la situación de Fukushima como "una crisis multidimensional de un alcance sin precedentes", según la agencia local Kyodo.

"He venido a Japón con un mensaje de solidaridad y esperanza compartida de parte de la población de Estados Unidos", ha dicho Clinton en conferencia de prensa. La jefa de la diplomacia estadounidense considera que la reconstrucción de la costa noreste de Japón, devastada por el tsunami, debe aunar implicación de los sectores público y privado de ambos países, informa Efe. El seísmo y las olas gigantes que le siguieron han causado casi 14.000 muertos y otros 14.000 desaparecidos.

Durante los primeros días de la crisis, EE UU movilizó a 20.000 de los cerca de 50.000 militares que tiene en Japón para las tareas de rescate, además de 160 aviones y 20 buques.

 
X