Escucha ahora

Música en ADN


Obama: “El embargo va a terminar, lo que no puedo decir con seguridad es cuándo”

El presidente de Estados Unidos pide a Raúl Castro más democracia para Cuba.

Obama: “El embargo va a terminar, lo que no puedo decir con seguridad es cuándo”
Barack Obama y Raúl Castro abordaron este lunes, en su reunión en La Habana y en una rueda de prensa posterior, las diferencias sobre los derechos humanos y al democracia.

Obama dijo que la falta de respeto a los derechos humanos es uno de los obstáculos para la normalización plena de las relaciones, pero reiteró que el futuro de Cuba corresponde decidirlo a los cubanos y no a los estadounidenses. Castro defendió la sanidad y la educación gratuita como un derecho humano y marcó el límite del acercamiento a EE UU en el mantenimiento del sistema político que él encabeza.

Obama intenta aislar, en la nueva relación con Cuba, los derechos humanos del resto de asuntos en discusión. El presidente estadounidense admitió el desacuerdo pero también dijo que Estados Unidos cuenta con aliados que también tienen sistemas distintos y citó a China como otro país con el que existen profundos desacuerdos en este asunto y sin embargo las relaciones están normalizadas desde hace décadas.

Obama se reunió con Raúl Castro en histórica visita a Cuba

Los derechos humanos, dijo Obama, no arruinarán el acercamiento pero pueden ralentizar el ritmo. El embargo, que depende del Congreso, "acabará, lo que no estoy del todo seguro es cuándo".

La jornada empezó con una ofrenda floral al monumento al poeta José Martí, héroe nacional de Cuba. La banda militar cubana interpretó el himno de Estados Unidos. Obama y sus delegaciones escuchaban firmes, la mano en el corazón, con la escenografía revolucionaria de la Plaza de la Revolución. La plaza es una vasta extensión de aire soviético rodeada de edificios gubernamentales y con un trasfondo icónico: los relieves en las fachadas ministeriales de los revolucionarios Ernesto Che Guevara y Camilo Cienfuegos.