Escucha ahora

Ciudadano ADN


Los holandeses le dijeron no al populismo de extrema derecha

Pese a liderar en las encuestas, Geert Wilders perdió las elecciones generales ante el actual primer ministro, Mark Rutte.

Los holandeses le dijeron no al populismo de extrema derecha

Geert Wilders. Foto: Getty Images

Con el 95% del voto escrutado, el actual primer ministro y líder del partido liberal de centroderecha (VDD), Mark Rutte, ganó las elecciones en Holanda, con 33 escaños en el parlamento, lejos de los 76 que se necesitan para formar Gobierno.

El candidato ultraderechista del PVV, Geert Wilders, quedó en segundo lugar con 20 asientos, justo por delante de los democristianos del CDA (19) y los liberales de izquierda y europeístas D66, con los que empataron.

El Partido Popular por la Democracia y la Libertad, la formación de Rutte, se impuso así al partido xenófobo, pero perdería ocho escaños respecto al 2012. Esta merma en los resultados se debería a la impopularidad de las medidas de austeridad impuestas por el primer ministro en los últimos años.

“Hemos parado el populismo erróneo”, aplaudió el candidato del VDD tras conocerse los resultados del sondeo, y animó a crear un “gobierno estable para liderar el país”.

El Partido por la Libertad de Wilders, por su parte, obtuvo el mejor resultado de su historia, con cinco asientos más que en las últimas elecciones y el 13% de los votos, aunque se llevaría menos votos que los estimados en las últimas encuestas.

Gracias a mis votantes. Hemos ganado escaños. Rutte no se ha deshecho de mi”, aseguró el líder populista en un mensaje de Twitter poco después de conocerse las estimaciones.

"Esto es una primavera patriótica. Yo soy un luchador y no un populista. Nuestra influencia es grande", agregó.

X