Escucha ahora

Pauta B


Fuerzas antieuro y antiinmigrantes triunfan en las elecciones en Italia

El Movimiento 5 Estrellas, La Lega y Fratelli dItalia suman casi al 55 por ciento de los votos.

Fuerzas antieuro y antiinmigrantes triunfan en las elecciones en Italia

Matteo Salvini. Foto: Getty Images

Un enconado resultado arrojaron las elecciones en Italia, donde triunfaron con mayoría absoluta las fuerzas antiestablishment, antiinmigrantes y antieuro este lunes.

La gran sorpresa fue el Movimiento 5 Estrellas (M5S), un partido fundado por el humorista Beppe Grillo y actualmente liderado por Luigui Di Maio, un joven técnico informático de 31 años, otrora funcionario del Estadio San Paolo en Nápoles y candidato a primer ministro.

El M5S tuvo un crecimiento de 7 puntos respecto a las elecciones del 2013 y se consolidó como el partido más votado, obteniendo el 32,7 por ciento de los sufragios.


 

El diario El País define al M5S como populista y describe su posición como euroescéptica, asistencialista y con énfansis en las políticas de seguridad ante la inmigración.

Tras conocerse los resultados, Di Maio sentenció que "hoy inicia la tercera República y será una república de los ciudadanos italianos. Ha sido un resultado post-ideológico, que va más allá de los esquemas de derecha y de izquierda y que se refiere a los temas sin resolver que tiene la nación".


 

Por otro lado, la coalición más votada fue la derecha, que subió 6 puntos respecto a las elecciones del 2013. Sin embargo, a la interna perdió Forza Italia, el movimiento de Silvio Berlusconi.

El histórico soporte político de Il Cavaliere cedió poder ante La Lega, una formación racista, antiinmigrantes y xenófoba inspirada en el Frente Nacional de Francia. Este movimiento liderado por Matteo Salvini subió 14 puntos respecto al 2013 y se consolidó con el 17,4 por ciento de los votos.


 

Otro gran perdedor de la noche fue la coalición de izquierda, Libres e Iguales, que obtuvieron un marginal 3,4 por ciento en las elecciones.

Además, el histórico Partido Democrático (PD), asociado a la centroizquierda, obtuvo el 18,7 por ciento de los votos. Este magro resultado forzó la renuncia de su principal líder, Matteo Renzi.

Con este resultado, la tercera economía más importante de la zona euro deja atrás una era donde el PD y Forza Italia eran las fuerzas políticas más relevantes de la escena política en la península. 


 

 
X