Escucha ahora

Música en ADN


Fiscal confirmó que el secuestrador de Cleveland es el padre de la hija de una de sus víctimas

La acusación estudia imputarlo por homicidio por los abortos que provocó a una rehén. El captor reconoció que es un adicto al sexo. Su madre aseguró que está ''enfermo'' y pidió perdón a las tres víctimas.

Fiscal confirmó que el secuestrador de Cleveland es el padre de la hija de una de sus víctimas
La fiscalía del condado de Cuyahoga (Cleveland, Ohio), en cuyos calabozos se encuentra aislado Ariel Castro, está estudiando la presentación de nuevos cargos contra él. El descubrimiento de nuevos detalles del cautiverio al que tuvo sometidas durante 10 años a Michelle Knight, Amanda Berry y Gina DeJesus, podría llevar al fiscal, Timothy McGinty, a pedir la pena de muerte, si puede probar que él provocó los cinco abortos de los que Knight le acusa. El fiscal general del Estado de Ohio, Mike DeWine, confirmó este viernes que las pruebas de ADN confirman que Castro es el padre de la niña de Berry, que también permaneció encerrada en su vivienda.

En Ohio la pena capital se contempla para aquellos casos de homicidio con agravante. El jueves, McGinty reconoció que estudia añadir, a los cargos de violación y secuestro, de los que ya está acusado, “cada asesinato que perpetró provocando el final del embarazo de una de sus rehenes durante una década de horror”. Por su parte, DeWine, este viernes, además de confirmar la paternidad de Castro también indicó que el análisis de ADN concluye que el acusado no está involucrado en otros casos de secuestro abiertos en Ohio.

La policía asegura que Castro reconoció que es un adicto al sexo. En una nota encontrada en su casa, y que se cree fechada alrededor de 2004 y 2005, Castro confesaba sus remordimientos por sus actos. En ese momento, acababa de secuestrar a la última de sus rehenes y mantuvo su macabro secreto durante casi 10 más.

Mi hijo es un enfermo”, aseguró desde el interior de su casa la madre de Castro, Liliana Rodríguez. La mujer dijo estar horrorizada y pidió perdón a las tres víctimas.