Escucha ahora

Superciencia


Farmacéutica ocultó indicios de que uno de sus medicamentos podía prevenir el alzheimer

La empresa estadounidense eligió no investigar los efectos de un potente antinflamatorio para ahorrar un costoso ensayo clínico.

Farmacéutica ocultó indicios de que uno de sus medicamentos podía prevenir el alzheimer

Empresa Pfizer. Foto: Getty Images

Un hallazgo que derivó en ocultamiento. Corría 2015 y un equipo de investigadores de la compañía farmacéutica Pfizer descubrió que uno de sus medicamentos, el Enbrel, un antinflamatorio que trata la artritis reumatoide, podía reducir el riesgo de padecer alzheimer un 64%. El hallazgo provenía de analizar cientos de miles de reclamaciones de seguros. Para verificar los efectos del medicamento requerían un costoso ensayo clínico, pero la compañía decidió guardar los resultados y no hacerlos públicos.

La revelación de The Washington Post con documentos internos de la empresa, establece que el gigante farmacéutico decidió no hacer la investigación y la compañía confirmó que ocultaron los documentos. "El Enbrel podría potencialmente prevenir, tratar y ralentizar la progresión del alzhéimer", decía el texto de los investigadores para presentar a un comité interno de Pfeizer en febrero de 2018. Los expertos pidieron realizar un ensayo clínico con miles de pacientes y un costo de US$ 80 millones.

Un portavoz de Pfizer aseguró que la decisión de no investigar fue científica y que los estudios internos concluyeron que la expectativa de que Enbrel previniera el alzhéimer no era alta, ya que el fármaco no alcanzaría directamente el tejido cerebral. La empresa afirmó que no quisieron publicar un resumen de sus hallazgos estadísticos, ya que no cumplía con sus "rigurosos estándares científicos". El Washington Post sí confirma que la compañía compartió sus datos de forma privada con al menos un científico.

Informa El País que otros investigadores -consultados por el periódico estadounidense- consideran que Pfeizer debió publicar los datos para que otros científicos pudieran revisarlos. Las farmacéuticas son criticadas por ocultar los efectos negativos de sus productos, pero no existe un consenso sobre qué obligaciones tienen de difundir los posibles efectos positivos nuevos. La batalla contra el alzheimer es frustrante, ya que no se ha encontrado un fármaco que prevenga o trate la enfermedad neurodegenerativa.

X