Escucha ahora

Música en ADN


Expertos vinculan a deforestación con grandes inundaciones en Sudamérica

Las crecidas de ríos han obligado a más de 160.000 personas a evacuar sus hogares en Paraguay, Argentina, Brasil y Uruguay.

Expertos vinculan a deforestación con grandes inundaciones en Sudamérica

La Nación

Las inundaciones en Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay no se explicarían solamente por las crecidas de los ríos en días de fuertes lluvias, sino que el factor de la deforestación sería fundamental para entender que más de 160.000 personas se hayan visto obligadas a evacuar sus viviendas y zonas. El cambio climático se vuelve más extremo, dicen los expertos.

Los analistas creen que la tala de árboles en tierras paraguayas, el sur brasilero y el norte argentino, especialmente para plantar soja transgénica, aumenta considerablemente los riesgos de que haya inundaciones. “El aumento de las precipitaciones y la significativa pérdida de cobertura boscosa en Argentina, Brasil y Paraguay, que se encuentran entre los 10 países con más deforestación de todo el mundo, no permitió la natural absorción del agua”, advirte Greenpeace en un documento.
 
La organización establece que sólo queda el 7% de la superficie original de bosques de la Selva Paranaense o Misionera, atravesada por los ríos Uruguay, Paraná e Iguazú. “En Paraguay y Brasil ha sido prácticamente destruida, la mayor parte remanente se encuentra en Argentina”, añaden.

Lo mismo opina Benjamín Grassi, profesor de meteorología de la Universidad Nacional de Asunción, quien asegura que “la deforestación desprotege el suelo. El tipo de precipitaciones que tenemos son torrenciales, y mucha agua en poco tiempo afecta mucho un suelo desnudo, porque ocasiona que el agua escurra fácilmente y dañe carreteras, cultivos”.

Otro que se suma a esta mirada es el ministro de Agua y Ambiente de Córdoba, Fabián López, quien comenta que “la problemática no está necesariamente atada a la precipitación pluvial, sino al ascenso de las napas freáticas” y agrega que “como consecuencia de distintas políticas agropecuarias, se dejaron de desarrollar los cultivos de invierno, se sembró menos maíz, trigo y alfalfa, y más soja. Eso generó un desequilibrio hídrico".

La deforestación para cultivar soja causa las inundaciones en Sudamérica