Escucha ahora

Trasnoche ADN


Publicidad

Advierten riesgos al hacer jugar a niños con adultos en el fútbol profesional

Un marfileño de 13 años disputó un encuentro Sub-20 del Celtic Glascow y un turco de 14 años un amistoso del Galatasaray.

Advierten riesgos al hacer jugar a niños con adultos en el fútbol profesional

Niños futbolistas. Foto: El País

Los riesgos físicos, la presión sicológica y la distorsión de una carrera en ascenso, con algunos de los problemas que observan expertos al hacer debutar a niños en partidos de fútbol con personas adultas.

El tema reflotó luego de que el Celtic Glasgow de Escocia hiciera jugar a un menor de 13 años en la categoría Sub-21 y de que el Galatasaray de Turquía utilizara a un niño de 14 años en un partido amistoso del equipo mayor.


 

Se trata del marfileño Karamoko Dembelé y el turco Mustafa Kapi, casos por los que el diario El País contactó a niños estrellas que no llegaron a triunfar en el fútbol profesional y a entrenadores de divisiones menores y expertos, para analizar el tema.

Era un niño entre hombres que estaban en su trabajo. No estaba formado ni a nivel físico ni emocional”, explica Jonathan Valle, que a los 12 años era la figura de Racing Santander y destacaba por sobre Andrés Iniesta en los torneos infantiles. Hoy está sin club, tras una carrera con pasos mayoritarios por segunda y tercera división.

Galatasaray EN on Twitter

Lo mismo opinó un jugador del Celtic al comentar los entrenamientos que cumplió Dembelé bajo las órdenes del técnico Brendan Rodgers. "Tiene algo especial, pero me llega por las caderas", resumió el zaguero danés Erik Sviatchenko.

José Carrascosa, psicólogo español del deporte, recalca que "los riesgos que se corren mezclando niños con hombres son evidentes y muy grandes porque tanto a nivel físico como emocional no están preparados para una exigencia máxima".


 

"Los que son muy buenos de infantiles igual ya no lo son tanto en juveniles, así que es muy importante respetar los procesos deportivos de los jugadores", enfatiza Albert Gil, responsable de las categorías inferiores del Deportivo La Coruña.

Algunos casos de niños que vieron fracasar su carrera por adelantar su proceso son el del estadounidense Freddy Adú (debutó a los 15 años en la MLS), el del boliviano Mauricio Baldivieso cuyo padre lo estrenó en la categoría mayor a los 12 años y el del chileno Nicolás Millán, que en Colo Colo jugó con 14 años con Claudio Borghi.

X